El turismo elige Bariloche y las diferentes localidades de la región patagónica para vacacionar, con vistas impresionantes y actividades de todo tipo a realizar. La ciudad rionegrina es una de los principales atracciones para los argentinos y extranjeros, y gran parte de eso es gracias a las bellezas que ofrecen sus paisajes. Además, también tiene la posibilidad de realizar buceo en sus cristalinas aguas.

Muchas personas buscan vivir experiencias nuevas y bucear es justamente una de ellas. La actividad en lagos tiene enormes particularidades, como lo son una gran visibilidad, la calma de sus aguas, la flora y la fauna que son propias dichas zonas de montaña. Estar bajo el agua y poder apreciar un paisaje verde muy frondoso en su entorno es realmente especial. A continuación, entérate cuál es su valor y cómo hacerlo en Bariloche.

Para quienes busquen actividades en Bariloche y bucear sea una de sus posibilidades, tienen que saber que existen dos sitios en los que se pueden hacer. Las duraciones son de 90 minutos y 2 horas, respectivamente. Tienen un valor de $9.000 y $13.000. En ambas se otorgan los equipos necesarios para hacer buceo, además de un certificado de lo realizado. También se toman fotos personales debajo del agua.

¿Cómo se hace buceo en Bariloche?

Las excursiones de buceo en Bariloche se denominan “primera inmersión o primera vez“, y son para personas que no saben nada de la actividad. Todo inicia con una clase teórica en la que se muestra el equipo a utilizar, más información sobre el deporte. También se explica cómo realizar la inmersión, las señas que se utilizan para comunicación debajo del agua y el paisaje subacuático.

Cuando finaliza la teoría, se equipan las personas y se parte hacia al lago. Cuando el agua está por la cintura, quienes realicen la excursión comienzan a respirar por el regulador, para luego arrodillarse donde todavía hacen pie. Tras esto, se acuestan y en la parte baja inicia el buceo por algunos minutos para acostumbrarse. A partir de ahí se realiza la actividad en mayor profundidad, con cuidados y atención constante.